Caso Pistorius - Pistorius, visto de fiesta en Johannesburgo

El atleta paralímpico Oscar Pistorius, acusado formalmente del asesinato de su novia Reeva Steenkamp el pasado 14 de febrero, fue visto de fiesta y, según los testigos, en actitud "nada apropiada" en un local de la ciudad sudafricana de Johannesburgo.

Pistorius una vez más en el ojo del huracán. El atleta sudrafricano ha vuelto a acaparar las primeras páginas de los periódicos de su país, esta vez y según el diario Sunday Times, tras ser visto en algunos lugares de ocio de Johannesburgo "sonrriente, relajado, bebiendo cocteles y coqueteaba demasiado," dice un testimonio del periódico.

"No parecía que hubiera perdido el amor de su vida", dijo otro de los clientes del Kitchen Bar al que Pistorius fue con unos amigos para una fiesta privada. "Estaba saludando a una pareja y luego le dio una palmadita a la mujer en su trasero. No fue apropiado", dijo el dueño de un bar de moda a este diario.

A pesar de la barba que lucía, Oscar Pistorius fue reconocido por muchos de los presentes, y poco después se vio obligado a abandonar el local. Muchos, de hecho, no aceptaron aceptado la presencia del presunto homicida en el local, mientras que otros mostraron su la solidaridad con Pistorius tras la muerte su novia. "Una mujer le lanzó una joya explicando que le traería suerte", dijo otro testigo.

La respuesta inmediata del campeón sudafricano no se hizo esperar. El portavoz de Pistorius, Anneliese Burgess, negó cualquier tipo de "conducta inapropiada". "No hay un día en el que Oscar no haya llorado por su novia. La familia de Reeva Steenkamp está siempre en sus pensamientos. Esa noche estaba destinada a que Oscar se reeconectarse con sus amigos. Es lamentable que esto esté siendo inflado por razones sensacionalistas", reza el comunicado oficial de Burgess.

Pistorius, de 26 años, cuya carrera atlética ha quedado en un segundo plano desde que fue arrestado por matar a balazos a su novia de 29 años, Reeva Steenkamp, se había mostrado discreto desde que fue liberado bajo fianza el 23 de febrero. El atleta deberá comparecer ante el tribunal el 4 de junio.